Tarjeta de débito

En el ámbito financiero en México, así como en otros países, hay un sinfín de productos financieros, que van desde aquellos tradicionales, como tarjetas de crédito y préstamos hipotecarios hasta innovadores, como préstamos rápidos. Sin embargo, no hay ninguno que sea más fácil de manejar como la tarjeta de debito.

Con las tarjetas de debito, el dinero usado en las transacciones se extrae directa y únicamente de la cuenta bancaria del usuario, lo que las hace un producto con el que es imposible endeudarse, facilitando a las personas la administración de sus finanzas.

Qué son las tarjetas de débito

Tarjeta de debito

Tal y como lo indica la CONDUSEF, “La tarjeta de débito es un producto financiero fácil de utilizar y cuya función es opuesta a la de la tarjeta de crédito, pues con el débito pagas en el momento y no lo dejas para después”. Creadas como la alternativa perfecta a llevar el dinero en efectivo, las tarjetas de debito son una herramienta que toda persona financieramente responsable e independiente debe tener.

En sí, el funcionamiento de este tipo de tarjetas es más que sencillo: cuando una persona abre una cuenta corriente en un banco, este último le otorga una tarjeta plástica a la persona que puede usar para hacer compras, tanto en línea (ya la plataforma popular Amazon, tiene su tarjeta de debito) como en persona, retirar de cajeros automáticos y hacer traspasos de dinero a otros. Lo mejor es que todas estas operaciones se realizan con los fondos que el usuario tenga en su cuenta.

Cómo se obtiene una tarjeta de debito

Una vez analizado lo útiles que son las tarjetas de debito, hay que hablar de la forma para obtenerlas. Por lo normal, las personas obtienen una tarjeta de debito a través de su trabajo, ya que ese es el medio mediante el cual se harán los depósitos de salario. Sin embargo, las personas pueden dirigirse individualmente a la institución bancaria y tramitar una tarjeta de débito, operación para la cual necesitarán los siguientes requisitos:

  • Identificación oficial y vigente. En caso de ser extranjero, se deberá presentar la forma migratoria
  • Comprobante de domicilio
  • Ser mayor de edad
  • Un número de teléfono

Características de las tarjetas de debito

Para los particulares, las tarjetas de debito ofrecen una gran variedad de beneficios. Son muy prácticas, pues cuando se vaya a realizar un pago, es mucho más fácil usar la tarjeta que llenar un cheque o sacar dinero en efectivo de tu cartera. Asimismo, con esta herramienta se hace uso del dinero propio, descartando así el pago de intereses o la acumulación de deudas y, en lo que a gastos se refiere, las tarjetas de debito facilitan una mejor administración financiera, al proporcionarle al consumidor una plataforma en línea en la que puedan revisar todas sus operaciones detalladamente.

Por otro lado, es importante que se entienda que no hay una tarjeta de debito que sea igual a la otra, pues sus características y beneficios varían acorde a la empresa que las emite, habiendo bancos que cobran una comisión por el hecho de no mantener un saldo promedio en la tarjeta y otros requiriendo un monto mínimo de apertura para poder obtener la tarjeta.

Además, en cuanto a los retiros en cajeros automáticos se trata, las tarjetas de debito funcionan mejor en los cajeros pertenecientes al banco que la emitió, pues también cobran una comisión por realizar retiros en cajeros de otros bancos. Inclusive, hay ciertos bancos que efectúan cobros por el manejo de la cuenta del particular.

Por esta razón es importante que se haga un buen análisis de cada una de ellas antes de obtenerlas. Nosotros aquí en Bonsai Finance trabajamos con una gran variedad de instituciones que ofrecen los mejores productos en el mercado y podemos ayudarlo a conseguir una tarjeta de debito que se ajuste específicamente a su situación.